Durante el conflicto civil en Nepal entre los años 1996 - 2006, más de 13.000 personas fueron asesinadas y miles fueron forzados a desaparecer.

Tanto los insurgentes maoístas como las fuerzas estatales violaron leyes humanitarias y de derechos humanos, incluyendo ejecución extrajudicial, tortura, desplazamiento, arrestos arbitrarios y detención. Ninguno de los responsables han tenido todavía que rendir cuentas.

PBI empezó el Proyecto Nepal en el año 2006. A pesar de la firma de los tratados de paz ese mismo año y de las elecciones democráticas en el 2008, Nepal todavía experimenta violencia política, inestabilidad, pobreza, desigualdad, y crisis económicas y de energía.

PBI promovió el respeto por los derechos humanos y protegió a las personas defensoras de derechos humanos en Nepal desde el 2006 hasta el 2013. Después de 7 años de operación, PBI decidió cerrar la oficina en terreno el 1 de enero del 2014.

Una evaluación estratégica del trabajo de PBI en Nepal fue llevada a cabo en el 2012, llevando a cabo tanto extensas consultas con defensores y defensoras de derechos humanos, como con la comunidad internacional en Nepal. El cambio en las dinámicas geopolíticas de la región han traido retos para las organizaciones internacionales que trabajan en temas de derechos humanos.   Este nuevo contexto significó que la herramienta de PBI de proporcionar acompañamiento protector a defensores y defensoras de derechos humanos fuese menos relevante.  El énfasis en términos de protección se ha movido hacia entrenamientos de seguridad y evaluación de riesgos, hacia la creación de capacidad y de promoción de alto nivel.  Encontramos que había organizaciones locales siyuadas en mejor posición para ofrecer esos servicios.

Sin embargo, el hecho de que hayamos cerrado nuestra oficina, no significa que PBI vaya a terminar de trabajar en Nepal.    A  Un logro clave en los últimos 7 años fue el desarrollo de NepalMonitor.org, una herramienta de protección para el uso de las personas defensoras de derechos humanos. Este sitio web traza y envía informes de derechos humanos y seguridad a las personas defensoras de derechos humanos que se encuentran cerca del lugar de los incidentes. También les permite enviar informes a través de correos electrónicos y mensajes de texto. Todos/as los/as suscriptores/as que respondieron a nuestra encuesta dijeron que las alertas que reciben fueron útiles para su trabajo y/o para evaluar su propia seguridad.  

Por lo tanto, Nepal Monitor fue entregado a una organización local y hoy en día es conocido como Nepal Monitor, una iniciativa de COCAP de protección y prevención de conflicto, apoyada por PBI.  Como parte de nuestro constante compromiso de crear conciencia y apoyar el trabajo de las personas defensoras de derechos humanos en Nepal, cooperamos con COCAP. Con ellos/as trabajamos en sociedad, diseñando una estrategia de incidencia internacional que nos permita complementar el trabajo de las personas defensoras de derechos humanos en terreno.

Saber más acerca de Nepal Monitor.